El fin de una era: la US Navy da de baja su última fragata clase PERRY… su última fragata convencional

Por Gorka L Martínez Mezo

La fragata USS SIMPSON (FFG_56) (US Navy)

La fragata USS SIMPSON (FFG_56) (US Navy)

Tras 30 años de servicio, el pasado 29 de septiembre la USN dio de baja a la fragata USS SIMPSON (FFG-56).

La baja de la SIMPSON supone el fin de la clase O.H PERRY en la armada de los EEUU y el final de la era de la fragata, al menos por el momento.

Botada en 1984 tras ser construida por los astilleros Bath Iron Works de Maine, la SIMPSON entró en servicio en 1985 y ha tenido una vida muy movida.

Junto a la fragata de vela USS CONSTITUTION, la SIMPSON era el único buque norteamericano que quedaba en servicio que había hundido un buque enemigo en combate.

La víctima de la SIMPSON fue la lancha rápida lanzamisiles JOSHAN, hundida durante la operación PRAYING MANTIS (Mantis religiosa) en 18 de abril de 1988.

La Operación PRAYING MANTIS se ejecutó como repuesta a las actividades de minado de Irán en aguas internacionales en el Golfo Pérsico durante la Guerra Irán-Irak.

Después de meses de tensión, le 14 de abril de 1988 la fragata clase PERRY SAMUEL B ROBERTS fue dañada por una mina iraní durante labores de escolta de petroleros de bandera kuwaití. La detonación de la mina causó graves daños a la fragata, aunque no hubo que lamentar bajas personales.

Como respuesta al incidente, se ejecutó la Operación PRAYING MANTIS cuatro días después.

Unidades de superficie con el apoyo de aeronaves basadas en el portaaviones USS ENTERPRISE debían atacar diversos objetivos iraníes.

El grupo Surface Action Group Charlie, liderado por el crucero USS WAINWIRGHT y que incluía a las fragatas SIMPSON y BAGLEY debía atacar la plataforma petrolífera armada de Sirri, sospechosa de realizar tareas de inteligencia para Irán.

La plataforma fue alcanzada por fuego de artillería, sufriendo graves daños y quedando neutralizada.

La respuesta de Irán consistió en el envío de diversas lanchas rápidas BOGHAMMAR con la misión de atacar diversos blancos en aguas del Golfo, resultado dañado un buque de apoyo de bandera norteamericana, así como dos buques civiles más.

Como respuesta, bombarderos A-6E atacaron a las lanchas iraníes, hundiendo una y dañando a cierto número con bombas de racimo, forzando su retirada hacia la isla de Abu Musa.

Mientras tanto, la lancha rápida lanzamisiles JOSHAN (clase KAMAN, versión iraní de la popular COMBATTANTE II)  realizó maniobras amenazadoras contra el SAG Charlie. El crucero WAINWRIGHT realizó varias advertencias por radio contra el buque iraní, exigiendo que para sus motores y la tripulación abandonara la nave, no obteniendo respuesta hasta que la nave iraní lanzó un misil Harpoon contra el grupo norteamericano (Irán fue uno de los primeros clientes de exportación del misil Harpoon y en 1988 alguno se encontraban aún operativos). La fragata SIMPSON respondió con el lanzamiento de cuatro misiles Standard SM-1 en modo superficie-superficie, logrando cuatro blancos, mientras que el crucero alcanzó a la nave iraní con otro misil Standard, demoliendo su superestructura. Completamente destrozada, la lancha se resistía a hundirse y la BAGLEY lanzó un misil Harpoon que falló. Finalmente la pobre JOSHAN fue despachada con fuego de artillería.

lancha rápida clase KAMAN iraní armada con SSM de origen chino

lancha rápida iraní clase KAMAN armada con SSM de origen chino

Hasta 1992 la fragata operó de manera regular en las aguas del Golfo Pérsico, participando en los 90 en el embargo contra la Ex Yugoslavia y en misiones de protección marítima en el Cuerno de África y Haití.

Durante la primera década del siglo continuó realizando labores de patrulla y protección marítima. En 2005 su lanzador Mk13 fue inutilizado, operando en labores de seguridad marítima y antidroga en aguas del Caribe y Pacífico, siendo su último despliegue operativo con la Sexta Flota en aguas del Mediterráneo.

En 2014 pasó a la reserva activa, siendo dada finalmente de baja el 29 de septiembre de 2015 en su base de Mayport, Florida.

Tras su baja del servicio activo, quedará amarrada en el Arsenal de Philadelphia a la espera de una decisión sobre su futuro.

En su momento uno de los buques más numerosos de la US Navy, la prolífica clase PERRY desaparece con la baja de la SIMPSON, llamadas a ser reemplazadas por los controvertidos LCS (Littoral Combat Ship), diseñados para operar en escenarios contemporáneos y con tripulaciones muchísimo más pequeñas (alrededor de 65 tripulantes contra los 200 de una FFG-7).

Sin embargo, el diseño original, que carga fuertes retrasos y aumentos de costes, deberá ser revisado tras la experiencia de uso de los primeros miembros de la serie, para dotarles de mayor capacidad….. hasta alcanzar a las fragatas modernas, de diseño más convencional, empleadas por otras armadas del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s