Éxito en el ejercicio LANMIS ARMEX-BOMBEX con fuego real

La Armada concluyó el pasado jueves 16 de diciembre el ejercicio de lanzamiento real de misiles y municiones LANMIS ARMEX-BOMBEX 21 en aguas del área al sur de las Islas Baleares, siendo la primera vez que la Flota usa este escenario para este tipo de adiestramiento aeronaval. Este tipo de ejercicio con armamento real se venía sin poner en práctica en la Armada desde 2017.

Los buques y aeronaves que han integrado la agrupación naval comenzaron a regresar a sus respectivas bases tras concluir con éxito los diferentes objetivos fijados para este importante ejercicio, conducido bajo el mando del Contralmirante Ignacio Céspedes Camacho, Comandante del Grupo Anfibio y de Proyección de la Flota.

Avión cazabombardero AV-8B+ Harrier II sobre la cubierta de vuelo del buque LHD Juan Carlos I (FOTO: Foro Naval)

El momento principal del ejercicio consistió en el lanzamiento de misiles aire-superficie AGM-65 Maverick, AGM-114 Hellfire y Penguin Mk2 Mod7 por parte de las aeronaves AV-8B+ Harrier II y SH-60B Seahawk proyectadas desde el buque insignia de la Armada, el buque LHD Juan Carlos I (L-61), empleando como blancos las veteranas lanchas de instrucción “Yeyés” del tipo A.I. dadas de baja Contramaestre Sánchez Fernández (A-83) y Contramaestre Lamadrid (A-85), con casi cuarenta años en sus cuadernas. También se efectuó fuego real contra blancos menores desde las fragatas Numancia (F-83) Reina Sofía (F-84) y Blas de Lezo (F-103) con sus montajes de 76 mm y 127 mm respectivamente, así como tiro con ametralladora GAU-16 de 12,70 mm desde SH-60B Seahawk.

Para el desarrollo del ejercicio se estableció un dispositivo de seguridad para la navegación  marítima y aérea en área de exclusión al sur de las Baleares donde tuvieron lugar los lanzamientos de misiles,  manteniendo una estrecha vigilancia sobre el tráfico de barcos y aeronaves, con la finalidad de evitar cualquier posible situación de riesgo.

Personal del Servicio de Vuelo del LHD Juan Carlos I mueven un helicóptero SH-60B Seahawk sobre la cubierta con la ayuda de un tractor EINSA del Tren Amarillo (FOTO: Foro Naval)

Durante el desarrollo del ejercicio se produjo la detección de un caso que presentaba sintomatología leve por COVID-19 a bordo del buque LHD Juan Carlos I (L-61 activando las medidas pertinentes según dictan los protocolos establecidos por las autoridades sanitarias, identificando a los contactos cercanos y procediendo al aislamiento y atención permanente de este personal. El buque cuenta con un completo hospital dotado con un médico y dos enfermeros que son los encargados de su funcionamiento durante el ejercicio.

Una vez finalizado el ejercicio, el buque LHD Juan Carlos (L-61) y la fragata Reina Sofía (F-84) tenía previsto hacer escala en Puerto de Melilla para hacer presencia naval y descanso de la dotación, haciendo lo propio la fragata Numancia (F-83) en el Puerto de Ceuta, si bien el empeoramiento meteorológico en el área del Estrecho de Gibraltar por el temporal de Levante, unido a la situación de la pandemia con el aumento de la incidencia acumulada ha obligado a reprogramar estas escalas en nuestras ciudades autonómicas norteafricanas, regresando todas las unidades a su base en Rota.

Movimiento de aeronaves SH-60F Oceanhawk, SH-60B Seahawk y AV-8B+ Harrier II sobre la cubierta de vuelo del LHD Juan Carlos I (FOTO: Foro Naval)

En el ejercicio LANMIX ARMEX-BOMBEX 21 con fuego real han participado el buque LHD Juan Carlos I (L-61), las fragatas Numancia (F-83) y Reina Sofía (F-84) de la 41ª Escuadrilla de Escoltas, la fragata Blas de Lezo (F-103) de la 31ª Escuadrilla de Escoltas, así como el Estado Mayor del Grupo Anfibio y de Proyección de la Flota, y unidades de la Flotilla de Aeronaves, consistiendo su participación en un helicóptero AB-212+ de la 3ª Escuadrilla, un avión Cesna Citation de la 4ª Escuadrilla, un helicóptero SH-60F Oceanhawk de la 5ª Escuadrilla, cinco aviones AV-8B+ Harrier II de la 9ª Escuadrilla, tres helicópteros SH-60B Block 1 Seahawk de la 10ª Escuadrilla y drones UAV Scan Eagle de la 11ª Escuadrilla.

Para las labores de seguridad y control del área del ejercicio con fuego real se contó con la participación del buque transporte ligero Contramaestre Casado (A-01), del remolcador La Graña (A-53) y de los patrulleros Infanta Cristina (P-77) y Medas (P-26)

Juan C. Ortiz (FORO NAVAL)

SOBRE LOS MISILES EMPLEADOS EN EL EJERCICIO LANMIS ARMEX-BOMBEX

En el Ejercicio LANMIS ARMEX-BOMBEX 21, desarrollado por la Armada se han lanzado misiles Penguin y Maverick desde helicópteros Seahawk y aviones Harrier respectivamente.

La Armada Española ha publicado en su Instagram un pequeño vídeo mostrando el ejercicio que se puede ver al final de este artículo.

La mayor parte del vídeo se ha dedicado al Penguin Mk 2 Mod 7, un misil de diseño noruego adquirido a finales de los 90 dentro de las contraprestaciones del programa de la fragatas Nansen y en servicio desde 2003 en los helicópteros Seahawk de la Décima Escuadrilla de la FLOAN.

Visionado desde la bola optrónica de un helicóptero SH-60B de la lancha de instrucción naval Sánchez Fernández, empleada como blanco a abatir por un misil Penguin (FOTO: Armada Española)

El Penguin fue desarrollado por la Agencia Noruega de Investigación para la Defensa y Konsberg con apoyo económico de los EEUU y la Alemania Federal a finales de la década de los 60. La idea era desarrollar un misil antibuque ligero y económico adaptado a las condiciones noruegas, dotada de un gran número de lanchas rápidas de escaso desplazamiento que deberían aprovechar la orografía de la costa del país llena de islotes y fiordos para operar contra buques que trataran de crear una cabeza de playa. El misil resultó una novedad al usar un buscador infrarrojo en lugar del uno radar activo, más adecuado a las condiciones locales (temperaturas bajas, múltiples islotes) que el radar y más económico de desarrollar. La dirección de tiro incluía una computadora y permitía disparar varios misiles a la vez contra el mismo o varios blancos en salva de forma que los misiles llegaran a la zona a la vez para disminuir las posibilidades de defensa, usando datos obtenidos por radar o pasivamente vía ESM.

Para el cuerpo de misil se optó por partir de la cabeza de guerra del misil Bullpup y una sencilla planta propulsora por cohete de combustible sólido, teniendo la versión Mk1 que entró en servicio en 1972 un alcance de poco más de 30 km.

Instante del impacto de un misil Penguin sobre la superestructura de la lancha de instrucción naval Contramaestre Sánchez Fernández, empleada como blanco para el ejercicio (FOTO: Armada Española)

La siguiente versión fue la Mk2 y simultáneamente se trabajó en una versión de lanzamiento aéreo para equipar a los F-104G y posteriormente a los F-16 de la fuerza aérea noruega, usando los primeros los mismos railes que el misil AGM-12 Bullpup.

A partir de la de la versión Mk2 Konsberg desarrolló una versión para helicópteros usando un raíl específico y el plegado de las superficies de vuelo como en la versión superficie/superficie. Esta versión Mk2 Mod7 fue adoptada por la US Navy como misil antibuque ligero en 1994 y clasificada como AGM-119 dotando a los helicópteros Seahawk de capacidad contra blancos navales pequeños y medianos como lanchas rápidas y corbetas pudiendo mantenerse el helicóptero lanzador fuera de alcance de las armas antiaéreas habituales en este tipo de plataformas gracias a su alcance de más de 30 km.

La versión de disparo desde aviones de ala fija es la Mk3, con superficies aerodinámicas fijas y de mayor superficie, de forma que aumenta la capacidad de planeo del ingenio y con ello el alcance. En lanzamientos desde alturas y velocidades elevadas, el misil tiene una primera fase de planeo antes de que se active el misil de combustible sólido para alcanzar su máximo rango, unos 55km.

Aspecto presentado por la lancha de instrucción naval Contramaestre Sánchez Fernández tras recibir el impacto directo de un misil Penguin (FOTO: Armada Española)

Como podemos ver en el vídeo de la Armada, el misil adopta una trayectoria rozaolas nada más lanzarse y dispone de un motor cohete de baja emisión de humo para hacer más difícil su detección visual, estando la radar dificultada por su trayectoria y escaso tamaño. Al ser puramente pasivo, tampoco alerta a los sistemas ESM siendo necesario un radar de gran precisión o un sistema FLIR para su detección.

La Armada contrató en 2014 la reparación y extensión de vida útil para 10 misiles Penguin de forma que pudieran permanecer en servicio durante 10 años más, con la posibilidad de extenderla en otros 10. Desconocemos si se extendió la vida útil de más misiles, pero queda Penguin para rato… y estos ya están integrados en el MH-60R de forma que, si finalmente se consigue su adquisición, podrían ser usados sin mayor problema desde los helicópteros Romeo de la FLOAN

Armeros instalando un misil Penguin en el soporte de un helicóptero Seahawk en el LHD Juan Carlos I (FOTO: Armada Española)

El otro protagonista ha sido el bien conocido misil AGM-65 Maverick, usado tanto por la Armada como el Ejército del Aire en su versión G. Esta versión sustituye la cámara de TV de los modelos iniciales A y B por un sensor de imagen infrarroja (IIR) lo que les da capacidad todo tiempo contra todo tipo de blancos, ya sean terrestres o navales. La carga de guerra de alto explosivo anti carro (HEAT) de las versiones iniciales ha sido igualmente sustituida por una de alto explosivo y fragmentación de mayor peso y más eficiente contra edificios o buques de superficie.

La imagen que capta el misil es transmitida a una de las pantallas multifuncionales de la cabina donde el piloto seleccionada el blanco. Un vez enganchado el mismo por la unidad IIR el misil es lanzado pudiendo el aparato lanzador retirarse de la zona. Como en cualquier arma aérea, el alcance depende de la velocidad y la altura de lanzamiento además, lógicamente, de la distancia a la que el buscador es capaz de engancharse al blanco dependiendo de su tamaño, firma infrarroja, condiciones meteorológicas, etc.

Misil Maverick instalado en el soporte subalar de un avión Harrier trincado en el LHD Juan Carlos I (FOTO: Armada Española)

Finalmente, se lanzaron igualmente misiles Hellfire. El primer lanzamiento de un misil AGM-114 Hellfire desde un helicóptero Seahawk SH-60B LAMPS III de la Décima Escuadrilla de la Flotilla de Aeronaves de la Armada Española tuvo lugar hace apenas un año, en noviembre del año pasado. La versión adquirida por la Armada es la K2 dotada con una cabeza de combate de alto explosivo de forma que esta versión del misil Hellfire puede ser usada para atacar pequeñas unidades navales o blancos terrestres, como vehículos acorazados o no, edificios y puntos fuertes. Cada helicóptero SH-60B puede portar hasta cuatro misiles Hellfire en un lanzador cuádruple M229 que se instala en la banda de babor del aparato. A estribor puede instalarse una ametralladora GAU-16 (miembro de la clásica familia M2) de 12,7×99 mm y de eficacia probada contra pequeños esquifes.

El misil Hellfire fue desarrollado a finales de la década de los 70 para reemplazar al TOW y entró en servicio con los helicópteros Apache de ejército norteamericano a principios de los 80. Las versiones actuales del misil Hellfire, muy mejoradas, se introdujeron por primera vez en 1996 como Hellfire II. El AGM-114K tiene un alcance de unos ocho kilómetros con una velocidad supersónica alrededor de Mach 1.3, una longitud de 1,6 metros y un peso de alrededor de 45 kilos. Su sistema de guiado es del tipo láser semiactivo (SAL) donde la unidad de guiado del misil busca el reflejo de láser que ilumina al blanco, en nuestro caso proyectado por la bola optrónica de un SH-60. Su cabeza de combate de alto explosivo y fragmentación pesa alrededor de 9kg.

Impacto directo de un misil Hellfire lanzado desde un helicóptero SH-60B contra la lancha de instrucción naval Lamadrid (FOTO: Armada Española)

Los SH-60 también dispararon misiles Hellfire el pasado mes de diciembre durante el ejercicio FTX-Brimar 21 con la BRIMAR en el Centro Nacional de Adiestramiento de San Gregorio que el Ejercito de Tierra posee a escasos kilómetros de la ciudad de Zaragoza.

Gorka L. Martínez Mezo (FORO NAVAL)

Vídeo publicado por Armada Española en su Instagram mostrando el desarrollo del Ejercicio LANMIS ARMEX-BOMBEX 21, donde podémos ver las maniobras de carga y preparación de misiles Maverick y Penguin en aviones de despegue vertical Harrier y helicópteros Seahawk respectivamente así como el vuelo de uno de los Penguin

GALERÍA FOTOGRÁFICA LANMIS ARMEX-BOMBEX

Las lanchas de instrucción Contramaestre Lamadrid y Contramaestre Sánchez Fernández siendo remolcadas por el remolcador La Graña hasta el área del ejercicio donde servirán de blancos para los misiles (FOTO: Armada Española)
Un helicóptero SH-60F se dispone a anavear sobre la cubierta de vuelo del LHD Juan Carlos I mientras el personal del Servicio de Vuelo trincan un avión AV-8B+ y dos SH-60B (FOTO: Foro Naval)
Personal del Servicio de Vuelo del LHD Juan Carlos I asisten a la maniobra sobre cubierta de un AV-8B+ para proceder a su lanzamiento y despegue (FOTO: Foro Naval)
Mástil principal del buque LHD Juan Carlos I flameando al viento la Enseña Nacional y las banderas de señales (FOTO: Foro Naval)
Un tractor EINSA se dispone a colocar un misil Maverick junto a un Harrier para que los armeros lo instalen en su soporte subalar (FOTO: Armada Española)
Un misil aire-superficie AGM-65 Maverick espera en su contenedor para ser instalado bajo el ala de un cazabombardero AV-8B+ Harrier II (FOTO: Foro Naval)
Avión cazabombardero AV-8B+ Harrier II se aproxima sobre la cubierta de vuelo del buque LHD Juan Carlos I, donde ya ha anaveado su compañero (FOTO: Foro Naval)
Personal del Servicio de Vuelo del LHD Juan Carlos I mueven un helicóptero SH-60B con la ayuda de una carretilla EINSA del Tren Amarillo bajo la atenta mirada de su piloto (FOTO: Foro Naval)
Aeronaves preparadas para comenzar la misión mientras esperan sobre la cubierta de vuelo del LHD Juan Carlos I el ninicio de las operaciones aéreas (FOTO: Armada Española)
Helicópteros SH-60B operando a bordo del LHD Juan Carlos I durante el ejercicio (FOTO: Armada Española)
Un helicóptero SH-60B de la FLOAN lanza un misil AGM-114 Hellfire operando desde el buque LHD Juan Carlos I, dibujado por nuestro compañero de Foro Naval,Txema Prada
Interpretación artística de nuestro compañero de Foro Naval, Txema Prada, del lanzamiento de un misil Penguin Mk2 Mod7 desde un helicóptero SH-60B Seahawk de la Décima Escuadrilla de la FLOAN operando desde el buque LHD Juan Carlos I L-61.
Roel con el logo, a modo de escudo, del Servicio de Vuelo a bordo del LHD Juan Carlos I. Se trata un personal fundamental para la seguridad y el movimiento de las aeronaves en la cubierta de vuelo del buque (FOTO: Foro Naval)

ForoNaval© 18/12/2021

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.
Prohibida su reproducción total o parcial sin permiso o mención a sus autores.

Una respuesta a “Éxito en el ejercicio LANMIS ARMEX-BOMBEX con fuego real

  1. Pingback: El hundimiento del crucero ruso Moskvá | Foro Naval·

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s