Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española

TRANSICIÓN DE LOS GRUPOS ALFA Y DELTA HACIA EL GRUPO DE PROYECCIÓN ESTRATÉGICA

Durante las postrimerías de la Guerra Fría, la Armada Española dispuso de dos grupos navales especializados en dos funciones claramente diferenciadas. Por un lado estaba un componente aeronaval centrado en portaaeronaves y sus escoltas, con la misión de servir de vector de ataque y defensa aeronaval, (Grupo Alfa), mientras que por otro lado estaba la fuerza de desembarco anfibio (Grupo Delta), que aglutinaba los buques encargados de realizar las operaciones anfibias. Ambos grupos eran bastante potentes para una potencia media como España, ya que debían de ser capaces de proteger y mantener abierto el vital eje Baleares-Estrecho-Canarias en caso de conflicto y llevar refuerzos desde la península a los dos archipiélagos y a las ciudades africanas, pudiendo además sumarse al conjunto de medios navales de la OTAN en caso de conflagración bélica gracias a su interoperatividad con otras marinas de la Alianza Atlántica (aunque España no se unió oficialmente hasta 1982)

A finales de los años 70 el único portaeronaves de la Armada española, el Dédalo (ex CVL-28 USS Cabot, veterano de la II Guerra Mundial), estaba al final de su vida activa y era necesario reemplazarlo, siendo necesario igualmente dotarse de una nueva generación de buques de escolta para poder reemplazar a los destructores Lepanto (Fletcher), Oquendo y Churruca (Gearing FRAM I) y otros remamentes de la postguerra.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (2)

El portaaviones R-11 Príncipe de Asturias navegando frente a la costa de Málaga junto a la fragata F-101 Álvaro de Bazán durante la DIFAS 2011 (FOTO: JCO)

La renovación del llamado Grupo Alfa comenzó a finales de los 70 con el encargo del futuro portaaviones Príncipe de Asturias (R-11) y sus fragatas de escolta, seleccionandose el diseño de las fragatas FFG-7 (clase F-80) a ser construido sobre un diseño modificado por la Empresa Nacional Bazán. Estos buques se incorporron entre 1982 y 1994, dotando a la Armada española de una capacidad militar notable para una potencia de tamaño medio.

La modernización del Grupo Alfa consumió la mayor parte del presupuesto existente, de forma que la fuerza anfíbia pasó la década de los 80 con una flota anticuada y cada vez menos operativa, con buques de origen norteamericano construidos en la década de los años 50. El nucleo del grupo Delta estaba formado por el LSD Galicia (L-31), los dos transportes de ataque Castilla (L-21) y Aragón (L-22) y los tres LST de la clase Terrebone Parrish, los Velasco (L-11), Martín Álvarez (L-12) y Conde de Venadito (L-13). Todos estos buques terminaban su vida operativa entre finales de los 80 y principios de los 90, haciéndose imperativa su sustitución por navíos de diseño moderno.

Este proceso vino a coincidir con la caída de la Unión Soviética y la disolución del Pacto de Varsovia, y el viraje de los intereses estratégicos de la OTAN hacia otros escenarios de menor intensidad, como las intervenciones de imposición / mantenimiento de la paz y humanitarias (destacando en la década de los 90 el conflicto civil en la antigua Yugoslavia), culminando a principios de este siglo con las campañas de lucha preventiva contra el terrorismo islamista representado por el Estado Islámico o Al Qaeda en escenarios alejados de Occidente, como el Sahel o Afganistán, por poner un par de ejemplos por todos conocidos. 

FB_IMG_1583533426307

Los antiguos buques L-41 Hernán Cortés y L-42 Pizarro abarloados durante un atraque en el muelle N°2 del Puerto de Málaga (FOTO: JCO)

El despliegue de tropas españolas en la antigua Yugoslavia dejó pantente la falta de adecuación de los medios anfibios existentes, indagando la Armada Española, junto con el astillero Nacional Bazán (luego cambió en nombre a Izar y hoy en día es Navantia) los diseños de buques anfibios que pudieran adaptarse a estos perfiles de misiones antes descritos, de manera versátil y multifuncional, con los que sustituir a los veteranos y gastados buques de transporte y asalto anfibio retirados entre finales del los 80 y principios de los 90, quedando apenas los dos transportes de ataque de la clase Paul Revere, los Castilla (L-21) y Aragón (L-22), en servicio desde 1958.

Casualmente la Marina Real de los Países Bajos se encontraba en una situación similar, por lo que aprovechando las sinergias por la experiencia previa de los astilleros Damen Schelde y Bazán de construir conjuntamente una serie de buques de aprovisionamiento en combate tipo AOR para ambas marinas, los Amsterdam (A-836) y Patiño (A-14), se decidió unir de nuevo el esfuerzo, saliendo los estupendos buques LPD (Landing Platform Dock) Rotterdam (L-800) y Johan de Witt (L-801) holandeses, y Galicia (L-51) y Castilla (L-52) españoles (Enforcer para el mercado de exportación). Para cubrir el agujero dejado por la baja de los LST de la clase Velasco, la Armada obtuvo dos LST de la clase Newport, los Hernán Cortés (L-41) y Pizarro (L-42) que se incorporaron en 1995 en cesión “leasing”, siendo adquiridos definitivamente en el año 2000. 

De esta forma en nuestro país se venían a materializar, en buena medida, al controvertido Plan ALTAMAR diseñado por el Estado Mayor de la Armada en los años ochenta del pasado siglo, con la intención de dotarse de buques importantes de diseño y construcción nacional, al tiempo que los grupos Alfa y Delta desaparecieron para fundirse en uno solo.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (9)

Los buques anfibios L-51 Galicia y L-61 Juan Carlos I navegando en la bahía de Cádiz durante el ejercicio GRUFLEX 2019 (FOTO: JCO)

Más adelante, el Estado Mayor de la Armada y el astillero Navantia (la anterior Bazán – Izar) realizaron el estudio de un nuevo y avanzado buque en el que se mezclaban (por así decirlo) las características de transporte y ataque anfibio de los nuevos LPD Galicia y Castilla y las de operar con aeronaves del portaaviones V/STOL Príncipe de Asturias, con la idea de lograr unas capacidades similares a la de los grandes buques del tipo LHD y LHA, como los de las clases Wasp y Tarawa que opera la US Navy, pero que con un tamaño más contenido y que podría desarrollar un amplio rol de misiones, desde las propias de tipo militar a las de apoyo a la población civil en caso de necesidad. De este proyecto surgió el actual buque de proyección estratégica Juan Carlos I (L-61) que en seguida se convirtió en el barco estrella de la Armada Española por su tamaño (es el mayor buque de guerra construido en España) como por sus prestaciones y características, ya que complementaba tanto al portaaviones Príncipe de Asturias (R-11) como a los buques anfibios Galicia (L-51) y Castilla (L-52)

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (31)

El L-61 Juan Carlos I navegando con temporal y rodeado de taró (neblina marina) frente a Costa Ballena, cerca de la base de Rota (FOTO: JCO)

La idea de la Armada con estos buques consistía en tener una mayor presencia de nuestro país en el escenario internacional, al poder proyectar el poder anfibio y aeronaval más allá del territorio nacional encuadrado en misiones internacionales con países aliados de la OTAN y la Unión Europea, pudiendo ser capaces de realizar operaciones anfibias y aéreas simultáneamente. También podrían servir para transportar tropas y materiales del Ejército de Tierra, junto a la posibilidad de poder realizar labores humanitarias y mostrar un escaparte tecnológico de la capacidad industrial naval española, llegando a llamar la atención de Australia, que adquirió dos buques de la Clase Juan Carlos I con los nombres de Canberra (L-02) y Adelaide (L-01) seguido a continuación por Turquía, que adquirió su propia copia con el nombre de Anadolu (L-800). Además en estos momentos la India ha mostrado interés por este tipo de buque, y se sabe que Arabia Saudí se ha interesado también por la posible adquisición de dos buques similares a los Galicia y Castilla españoles.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (51)

El L-51 Galicia atracado en el muelle de espera del Puerto de Málaga. Su tamaño es imponente (FOTO: JCO)

GALICIA (L-51)

El Galicia es un buque del tipo LPD diseñado conjuntamente por los astilleros Damen Schelde (hoy Damen Group) y Bazán – Izar, (hoy Navantia) construyéndose íntegramente en España en los astilleros de Ferrol para sustituir al transporte de ataque anfibio Castilla (L-21). Inicialmente solo estaba previsto que se construyera una única unidad, pero finalmente se decidió construir una segunda unidad con algunos cambios y mejoras que sería el Castilla.

Aunque diseñados de manera conjunta entre los Países Bajos y España, el Galicia tiene un carácter propio que le diferencia del gemelo holandés Rotterdam, en especial en el aspecto del armamento, electrónica y propulsión. El buque fue diseñado para poder transportar un batallón de Infantería de Marina de 400 a 600 soldados (depende del periodo de tiempo) con todo su equipamiento, pertrechos, armas y vehículos, pudiendo trasnportar hasta 33 carros de combate M60A3TTS (de dotación en la IM) o Leopardo 2E del Ejército de Tierra. Su capacidad máxima es de 170 vehículos ligeros, pudiendo también transportar vehículos blindados de combate de ruedas Piraña IIIC, anfibios AAV-7 o una mezcla de diferentes vehículos como Hummer, VAMTAC, camiones, excavadoras, etc. que pueden ser proyectados desde el dique interior del buque hasta tierra en cuatro lanchas de desembarco pesado LCM-1E que pueden trasnportar. Igualmente pueden actuar seis lanchas de asalto tipo RHIB Duarry Supercat para transportar personal rápidamente junto a los diferentes helicópteros encargados del desembarco y envolvimiento vertical que actuarían desde su amplia cubierta de vuelo, pudiendo transportar cuatro helicópteros pesados o seis de tipo medio.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (10)

Vehículo blindado de combate Piraña IIIC del TEAR estivado a bordo de una lancha LCM-1E a bordo del L-51 Galicia (FOTO: JCO)

Si hay una lección que se aprendió de las operaciones de asalto anfibio durante la II Guerra Mundial es la gran cantidad de bajas que pueden llegar a producirse. Para ello el Galicia va equipado con un completo hospital que incluye botiquín de primeros auxilios, quirófanos, camas de cuidados intensivos y laboratorio clínico que pueden atender bajas en combate o ser empleados en operaciones de ayuda humanitaria o soporte a la población civil en caso de desastres naturales, conflictos armados o cualquier otra necesidad.

El buque cuenta además con un polvorín donde almacenar armamento y pañoles para repuestos en beneficio de otros buques de la flota, incluido el transporte de torpedos para aprovisionar a los helicópteros antisubmarinos, pudiendo actuar también en apoyo de la flotilla de buques de medidas contraminas (MCM)

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (55)

Instalaciones hospitalarias a bordo del buque anfibio L-51 Galicia (FOTO: JCO)

Desde que entrara en servicio en 1998, el buque anfibio Galicia ha participado en varias maniobras y misiones internacionales de carácter militar, tanto con la OTAN como con la UE y la ONU, poniendo como ejemplos más destacados su participación con la KFOR en la Antigua Yugoslavia bajo el amparo de la ONU y la Operación Libre Hidalgo para proyectar a los Infantes de Marina por mandato de la ONU en el Líbano para el mantenimiento de la paz en la región. Igualmente destacable ha sido su integración por tres veces en la Operación Atalanta para luchar contra la piratería en el Océano Índico, donde fue pionero en el empleo de los drones UAV / VANT Scan Eagle con la 11ª Escuadrilla de la FLOAN.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (3)

Montaje Oerlikon GAM-BO1 20/90mm para autodefensa y anti-HAS. Los buques L-51 Galicia y L-52 Castilla disponen de dos de estos cañones cada uno (FOTO: JCO)

Respecto a su empleo en operaciones humanitarias su historial es amplio, recordando cuando se estrenó nada más ser entregado a la Armada con el auxilio de las víctimas del huracán Mitch en 1998, o su integración en el operativo anticontaminación tras el hundimiento en la costa gallega del petrolero Prestige en 2002. También ha participado en el envío de ayuda humanitaria a Irak en 2003, así como a Banda Aceh y Sumatra en Indonesia tras el Tsunami de 2005.

Merece la pena recordar la participación del buque en apoyo del programa de intercambio cultural hispanoamericano “La Ruta Quetzal”, organizado por el gran Miguel de la Quadra-Salcedo, con el objetivo de fomentar el mutuo conocimiento de las naciones hispanoamericanas y su realidad social, cultural, económica y educativa, aunque a la muerte de su promotor el programa quedó paralizado, si bien desde estas lineas abogamos para que vuelva a recuperarse esta gran iniciativa que ayuda a unir y hermanar los pueblos que tenemos una historia en común a ambos lados del Atlántico.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (11)

Helicópteros AB-212+ estivados en la cubierta de vuelo del buque anfibio L-51 Galicia (FOTO: JCO)

CARACTERÍSTICAS

Año de la botadura: 1997

Constructor: Astillero Bazán / Navantia (Ferrol)

Coste: 180 millones de € / unidad

Desplazamiento: 13.815 t apc

Eslora: 160 m

Manga: 25 m

Calado: 5,9 m

Sensores Radar

Control de helicópteros Kelvin Hughes Type 1007, banda F

Navegación: 2 x Kelvin Hughes Type 1007, banda I

Armamento

2 cañones Oerlikon GAM-BO1 de 20L90mm

4 ametralladoras Browning M2 12.70 mm

2 ametralladoras MG-3 7.62 mm

Señuelos (ESM)

4 FMC SRBOC Mk 36 dotados con señuelos infrarrojos y radar (chaff de varios tipos)

Guerra Electrónica (ECM)

Indra SLQ-380 Aldebarán interceptador / perturbador

Interceptador de comunicaciones Indra Regulus Mk 9000

Propulsión

4 diesels Caterpillar 3612

2 hélices

Potencia 22 000 CV

Velocidad: 20 nudos

Autonomía: 6000 mn a 12 nudos

Tripulación: 120 tripulantes

Tropas embarcadas

12 contingente aéreo

Hasta 600 Infantes de Marina

Aeronaves

6 helicópteros medios o

4 helicópteros pesados

Embarcaciones desembarco

4 lanchas de desembarco LCM1-E

4 o 6 lanchas de asalto RHIB Duarry Supercat

Vehículos embarcados: entre 90-170 dependiendo del tipo

Garaje de vehículos: 1.010 m² 

Espacio total de carga: 3.500 m²  (incluyendo pañoles, cubierta de vuelo y hangar)

MMSI: 224555000

Callsign: EBAX

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (50) (L52)

El buque anfibio L-52 Castilla atracado en el puerto de Motril durante un descanso en el ejercicio GRUFLEX 2020 (FOTO: JCO)

CASTILLA (L-52)

Aunque en un principio no estaba prevista su construcción, la Armada vió la necesidad de dotarse con un segundo buque LPD de la clase Galicia para sustituir al ya por entonces veterano y gastado transporte de ataque anfibio Aragón (L-22). 

Al igual que el Galicia, el Castilla responde al programa hispanoholandes de Damen e Izar (hoy Navantia) para equipar a las marinas de los dos países, si bien el Galicia tiene características diferenciadoras propias para adaptarse a los requerimientos de la Armada, ya que se diseñó y equipó para que sirviera como buque de mando y control, pudiendo albergar a bordo al Cuartel de Alta Disponibilidad español de la OTAN, con espacio de trabajo para un Estado Mayor embarcado, por lo que se sacrificó 200 plazas destinados a infantes de Marina, es decir que puede trasportar a la mitad de soldados que su gemelo Castilla para dar cabida a los miembros del Estado Mayor en operaciones. Para mejorar sus capacidades de control y operación de aeronaves además de tareas de exploración aérea cuenta con un moderno radar tridimensional TRS-3D. Pese a las modficiaciones, puede transportar en su interior al mismo número de vehículos que su gemelo Galicia, consistente estos en 33 carros de combate M60A3 / Leopardo 2E, o hasta 170 vehículos incluyendo blindados AAV-7 o Piraña IIIC, o una combinación de diferentes tipos de vehículos hasta ocupar un peso y volumen similar.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (23)

Vehículos todoterrenos Uro VAMTAC del TEAR embarcados en una lancha LCM-1E dentro del dique inundable del L-52 Castilla (FOTO: JCO)

Al igual que el Galicia, el Castilla proyecta desde el mar hacia tierra los medios embarcados en su bordo mediante el empleo de cuatro lanchas de desembarco LCM-1E, cuatro o seis lanchas RHIB de asalto del tipo Duarry Supercat, que operarían desde su dique interno inundable. También puede realizar simultáneamente operaciones de envolvimiento aéreo y desembarco vertical desde su cubierta de vuelo, desde donde pueden operar varios helicópteros medios y pesados. También puede servir de apoyo a otros buques y misiones, ya que puede transportar armas y repuestos de diferente tipo, por ejemplo para apoyar operaciones de los helicópteros antisubmarinos o actuar en apoyo de los buques MCM de la flotillla de medidas contraminas.

Como ocurre con el Galicia, el Castilla también dispone de instalaciones hospitalarias incluyendo quirófano y un laboratorio clínico y área hospitalaria. para atender y tratar de la manera más eficaz posible a posibles bajas en combate o civiles en caso de catástrofes naturales y operaciones de paz internacionales.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (45)

Instalaciones hospitalarias y equipamiento sanitario a bordo del buque anfibio L-52 Castilla (FOTO: JCO)

Desde que entró en servicio con la Armada en el año 2000, el Castilla ha participado en multitud de maniobras, ejercicios y operaciones nacionales e internacionales, destacando la Operación Romeo-Sierra, donde actuó como buque de mando y control durante la recuperación de la soberanía de la Isla Perejil, invadida por Marruecos en el año 2002. Con la ONU ha actuado en el operativo de la misión MINUSTAH para la implementación de la paz en Haití. También ha participado en dos ocasiones en la Operación Atalanta de la UE para luchar contra la piratería en el Océano Índico, llegando a rescatar incluso a una rehén francesa que estaba secuestrada en manos de los piratas somalíes tras capturarla en su catamarán en 2011.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (17)

Un infante de Marina enseña la mira holográfica de un FUSA HK G-36E a unos niños motrileños a bordo del L-52 Castilla, mientras les cuenta como protegen a los trabajadores de la mar y al tráfico marítimo internacional del ataque de los piratas del Índico gracias a la Misión Atalanta. La Armada Española presta especial interés en mostrar a la ciudadanía el trabajo y la gran labor que realizan protegiendo al país y sus intereses, defendiendo y sirviendo a la sociedad (FOTO: JCO)

Respecto a su perfil de ayuda humanitaria, el Castilla ha destacado en su asistencia a la población de Haití durante la Operación Hispaniola tras el terremoto de 2010 que asoló la isla caribeña, recordando en este punto a los cuatro infantes de Marina que perdieron la vida en el accidente de su helicóptero AB-212 en el monte Fond Berrettes durante el desarrollo de su misión humanitaria. Tampoco se debe olvidar su participación en la recogida de residuos contaminantes en el año 2003 tras el desastre ecológico del petrolero Prestige en la costa de Galicia. Tampoco olvidaremos su participación en el programa de intercambio cultural hispanoamericano “La Ruta Quetzal” desarrollado por el gran e inolvidable aventurero, atleta, reportero, promotor y mecenas Miguel de la Quadra-Sacedo, y que bien merece la pena volver a recuperarse.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (58)

Un helicóptero AB-212+ de la 3ª Escuadrilla de la FLOAN sobre su carrito tractor en la cubierta de vuelo del L-52 Castilla durante una visita al puerto de Motril (FOTO: JCO)

CARACTERÍSTICAS

Año de la botadura: 1999

Constructor: Astillero Bazán / Navantia (Ferrol)

Coste: 180 millones de € / Unidad

Desplazamiento: 13.815 t apc

Eslora: 160 m

Manga: 25 m

Puntal: 16,8 m (a cubierta principal)

Calado: 5,9 m

SensoresRadar:

Aire/Superficie: TRS 3D/16

Navegación: 3 x Kelvin Hughes Type 1007, banda I

Armamento: 2 cañones Oerlikon GAM-BO1 de 20L90mm (posibilidad de 4).

Guerra electrónica:

4 FMC SRBOC Mk 36 dotados con señuelos infrarrojos y radar (chaff de varios tipos)

ECM/ESM:

Indra SLQ-380 Aldebarán interceptador / perturbador

Interceptador de comunicaciones Indra Regulus Mk 9000

Propulsión:

4 motores diésel Bazán-Caterpillar 3612

2 hélices

Potencia: 22 000 CV

Velocidad: 20 nudos

Autonomía: 6.000 mn a 12 nudos

Dotación:

190 tripulantes

12 contingente aéreo

379 soldados

186 Estado mayor

Capacidad:

1 010 m² de garaje

33 carros de combate o 170 vehículos blindados

4 o 6 lanchas de asalto RHIB Duarry Supercat

4 lanchas de desembarco pesadas LCM-1E.

Aeronaves:

4 helicópteros pesados SH-3

o 6 helicópteros medios AB-212

Equipamiento aeronaves

Plataforma de apontaje con 2 spots

Hangar

Talleres de mantenimiento

Puesto de control de vuelo

MMSI: 224948000

Indicativo de llamada: EBAY

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (61)

El buque de proyección estratégica L-61 Juan Carlos I atracado en el muelle de cruceros del Puerto de Málaga (FOTO: JCO)

JUAN CARLOS I (L-61)

Estamos ante el barco estrella de la Armada Española, siendo en la actualidad su buque insignia y el mayor barco de guerra construido hasta ahora en nuestro país.

Diseñado y construido por Navantia en su astillero de Ferrol, vino vino a sustituir en un solo buque de grandes prestaciones a los dos vetustos buques anfibios del tipo LST Hernán Cortés (L-41) y Pizarro (L-42) que ya habían llegado al final de su vida operativa útil, siendo su nombre el del anterior Jefe del Estado, el actual rey emérito Juan Carlos I de Borbón, padre del actual rey Felipe VI.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (64)

Los cazabombarderos AV-8B+ Harrier II de la 9ª Escuadrilla de la FLOAN son la punta de lanza del buque de proyección estratégica L-61 Juan Carlos I (FOTO: JCO)

El buque responde a un estudio conjunto de la Armada y del astillero Navantia en el que se buscó conjuntar una serie de experiencias y necesidades de diferente tipo que dieron lugar a un navío similar (aunque más pequeño) a los buques LHA y LHD que opera la US Navy, siendo conocido en nuestro país como Buque de Proyección Estratégica, debido a los roles que se habían previsto que iba a desarrollar, consistente sobre todo en la capacidad de transportar, lanzar y apoyar logísticamente una potente fuerza anfibia desde la mar hacia tierra, servir de transporte estratégico de los medios terrestres y aéreos del Ejército de Tierra hasta cualquier puerto donde se les pueda necesitar, servir de complemento aeronaval al portaviones Príncipe de Asturias (R-11) y servir de base flotante para llevar ayuda y auxilio en caso de catástrofe natural o humanitaria a cualquier costa o puerto donde pueda ser requerido.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (15)

El hangar superior del L-61 Juan Carlos I permite la utilización, tanto de aeronaves de la FLOAN como el estivaje de vehículos ligeros y medios del TEAR y la BRIMAR (FOTO: JCO)

Tras la prematura baja del portaaviones Príncipe de Asturias (R-11), el buque anfibio Juan Carlos I ha acabado asumiendo también su papel de plataforma aeronaval de manera definitiva, siendo la única cubierta desde la que pueden operar los aviones AV-8B+ Harrier II de la FLOAN.

Una anécdota curiosa es que durante su construcción en el astillero era conocido por muchos miembros de la Armada en petit comité como “El Bicho” debido a sus grandes dimensiones y capacidades, si bien en los últimos tiempos los gaditanos le han bautizado con el mote de “El Mataelefantes”  tras el escándalo social y mediático en el que se vio envuelto S.M. el rey Juan Carlos I tras una cacería en un safari africano en 2012.

En resumen, se puede decir que el buque de proyección estratégica Juan Carlos I es un navio multipropósito, denominado en la OTAN como LHD, convirtiéndose en la principoal herramienta de la Armada Española para dar respuesta a las actuales y futuras necesidades y amenazas en las que puede llegar a encontrarse nuestro país, siendo por tanto una pieza fundamental en el mecanismo de disuasión y defensa de la nación. Para desarrollar con éxito esta capacidad, el buque está dotado de las más altas tecnologías de diseño y fabricación nacionales, lo que le permite ser independiente industrialmente al tiempo que puede integrarse sin problemas con otras unidades aliadas y actuar en escenarios variados y alejados con garantía de desarrollar exitosamente la misión encomendada, sirviendo además de escapare internacional de lo que es capaz de lograr la industria naval española.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (6)

En la actualidad los medios aéreos son una herramienta irrenunciable en las operaciones anfibias y de ayuda humanitaria. En la foto un helicóptero AB-212+ sobrevolando la Costa de Marbella (FOTO: JCO)

Precisamente es por estos aspectos por los que el concepto del Juan Carlos I ha triunfado en el mercado de exportación atrayendo el interés de otras marinas, siendo exportado a la Marina Real de Australia, que se ha dotado con dos unidades de la misma clase, y a Turquía, que ha construido uno para su marina y actualmente se está planteando construir una segunda unidad. También el barco español ha levantado el interés de la marina india, que estudia dotarse con este tipo de buques.

Respecto a sus capacidades, el Juan Carlos I destaca en seguida por su enorme cubierta de vuelo, dotada de dos ascensores para aeronaves y una rampa del tipo Sky-Jump de 12º para ayudar al despegue de los habituales aviones AV-8B+ Harrier II, si bien desde su fase de diseño el buque puede operar también sin problemas con los novedosos F-35B Lighting II, que en un futuro a medio plazo podrían estar a ser llamados como sustitutos de los Harrier de la FLOAN. Desde la cubierta de vuelo pueden operar todos los helicópteros que sirven en la Flotilla de Aeronaves de la Armada, ya sean SH-3D Seaking, SH-60B/F, AB-212+, etc. llegándose a operar sin problemas en algunas ocasiones con los grandes convertiplano MV-22 Osprey de los Marines estadounidenses o con los CH-47 Chinook de las FAMET, cuyo uso a bordo ha sido certificado junto al de otros helicópteros como los Super Puma/Cougar o Tigre.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (33)

Un convertiplano MV-22Osprey del USMC sobrevolando Costa Ballena, en las inmediaciones de la Base de Rota (FOTO: JCO)

El Juan Carlos I dispone también de un dique inundable, al estilo de los que tiene el Galicia y el Castilla, desde donde pueden operar también las lanchas de desembarco anfibio pesadas LCM-1E para transportar la carga pesada desde la mar hacia tierra. Igualmente suele operar con las lanchas RHIB Duarry Supercat destinadas al asalto anfibio rápido de los infantes de Marina, pudiendo operar con cuatro o más de estas embarcaciones simultáneamente. También se ha previsto que pueda operar desde su dique interno un hovercraft LCAC en caso de que así se requiera. El material rodado se distribuye en dos grandes y espaciosos hangares, uno en la cubierta inferior destinado a la carga pesada y otro superior para la carga ligera, que se usa también como hangar para las aeronaves cuando opera como portaaeronaves, función que puede realizar simultáneamente con su función de transporte y asalto anfibio.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (63)

Varios vehículos HUMVEE del TEAR estivados en una lancha LCM-1E a bordo del dique internos del L-61 Juan Carlos I (FOTO: JCO)

Respecto a su capacidad de asistencia humanitaria, el buque cuenta con áreas sanitarias muy modernas y bien equipadas, estando dotado de zona hospitalaria, enfermería, área de odontología, dos quirófanos, farmacia y laboratorio clínico para analizar muestras. Sus amplios hangares pueden equiparse con contenedores de habitabilidad en caso de tener que acoger y trasladar a refugiados o evacuados.

Sobre su historial, aunque aún es un buque relativamente nuevo, ya ha participado en varias maniobras de la OTAN demostrando sus amplias capacidades, en diferentes escenarios, donde ha operado sin problemas en con las frías aguas de la costa de Noruega y el Mar del Norte hasta las cálidas del Mediterráneo y Golfo Pérsico, donde el Juan Carlos I realizó su primer despliegue real al transportar varios helicópteros de las FAMET (tres CH-47 Chinook y dos AS-532 Cougar) para participar en el operativo que el Ejército de Tierra tiene desplegado en Irak dentro del esfuerzo internacional para estabilizar el país y contener el terrorismo islamista de la insurgencia, siendo escoltado por la fragata Blas de Lezo (F-103). Mención aparte merece la pena recordar que el buque también sirvió de punto de salida para la Vuelta Ciclista a España de 2014.

CARACTERÍSTICAS

Año de botadura: 2008

Astillero: Navantia (El Ferrol)

Coste: 400 millones de €/unidad

Desplazamiento: 26.000 t

Eslora: 231 m

Manga: 32 m

Puntal: 27,0 m

Calado: 6,9 m

Armamento : 4 ametralladoras Browning M2 de 12,7 mm

Sensores

Radar principal LANZA-N

Radar de superficie LPI ARIES-Nav

Radar secundario ARIES SAAS

Radar de aproximación de aeronaves ARIES PAR

Radar ESM/ECM Rigel

IFF incluidos modos 5 y modo S

Propulsión

2 motores modelo Navantia-MAN de 7860 kW y 2 turbinas G.E. LM-2500

Potencia: 30 000 cv

Velocidad: 21,5 nudos

Autonomía: 9000 mn a 15 nudos

Tripulación: 261 personas

Tropas: 1.200 personas

Capacidad

Vehículos ligeros (nivel superior): 2.046 m²

Vehículos pesados (nivel inferior): 1.400 m²

975 m² (dique inundable)

Aeronaves

Helicópteros medios: SH-3, SH-60, AB-212, NH-90

Helicópteros pesados: Boeing CH-47 Chinook

Aviones: AV-8B Harrier II Plus

Lanchas

4 LCM-1E

4 o 6 RHIB Supercat

Equipamiento aeronaves

2 ascensores

Ski-jump 12º

1.000 m² hangar configuración anfibia

3.046 m² (1.000 + 2.046) configuración aérea

MMSI: 225000123

Call Sign: EBJC

CONCLUSIONES FINALES

Como hemos podido ver, la Armada ha conseguido, gracias a estos tres grandes buques, unas posibilidades de transporte estratégico y proyección aeronaval y anfibia muy poderosas para una nación media de la importancia de España, que a lo largo de estos años ha demostrado lo acertado del acierto de los diseños en diferentes operativos reales, llegando incluso a mostrar algunos importantes éxitos comerciales en otros países que se han fijado en sus prestaciones y capacidades, siendo exportado con éxito a Turquía y Australia, existiendo buenas posibilidades de ventas a otros países.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (5)

Un infante de Marina muestra a un niño marbellero el sistema de defensa antiaérea Mistral a bordo del L-51 Galicia. Cuando los buques anfibios operan con el TEAR y la BRIMAR pueden beneficiarse de estos medios portátiles para su defensa, si bien se echa en falta una defensa CWIS más contundente y fija (FOTO: JCO)

No obstante también hay defectos que deben ser señalados y tenidos en cuenta, como la carencia de una defensa CIWS para proteger a unos buques tan valiosos, por lo que dependen enormemente de la protección que les puedan blindar los escoltas, como las muy eficientes fragatas F-100 de la clase Álvaro de Bazán. No obstante, desde la baja de los sistemas Meroka, la Armada adolece seriamente de la falta de sistemas CIWS modernos para optimizar la defensa antiaérea y anti-misiles a corta distancia aunque parece que avanza la opción de instalar un sistema de defensa cercana de diseño moderno basada en el misil Mistral 3 de la empresa Escribano en los buques de gran valor de la Armada.

Sobre el Juan Carlos I, aunque padeció algunos problemas al principio, cosa lógica en cualquier prototipo, se han ido solventando hasta conseguir un buque que ofrece un resultado bastante “redondo”, si bien el que solo haya uno de su clase en la Armada supone un factor de riesgo importante en caso de conflicto o crisis, ya que en caso de estar en varada por mantenimiento o en caso de sufrir una avería inesperada dejaría a la Flota muy mermada en cuanto a su capacidad disuasoria y de combate, tal y como se ha podido comprobar en las recientes maniobras GRUFLEX 2020, donde una avería en el generador eléctrico de la propulsión obligó a que el buque regresara a su base de Rota, cancelándose el ejercicio e incluso las visitas programadas a puerto del resto de las unidades participantes.

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (35)

Vista de los muelles de la Base Naval de Rota, donde se pueden ver atracados al L-61 Juan Carlos I y al L-52 Castilla junto a varias fragatas F-80 de la clase Santa María (FOTO: JCO)

Aún, y a pesar de todo, hay que reconocer que la Armada Española dispone de tres magníficos buques anfibios que han demostrado ser capaces de responder a la mayoría de necesidades que se han ido planteando, tanto en lo militar como en lo humanitario, y buena prueba de ello es el éxito comercial del Buque de Proyección Estratégica, que aún puede deparar nuevas sorpresas para la industria naval española. No obstante es recomendable no dormirse en los laureles del éxito y seguir innovando y creando nuevas tecnologías, como las del Astillero 4.0 de Navantia. Sin duda ese es el camino.

Juan C. Ortiz (FORO NAVAL)

Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española (00)

5 Respuestas a “Proyección Estratégica (y mucho más) en la Armada Española

  1. Es completamente cierto y totalmente correcto , la necesidad de tener una segunda unidad de este tipo en la Armada ( L-62 ) , aúnque para ello hubiera que sustituir al L-51 o incluso a los 2 de esta clase . Además piénso que su diseño , sería también aprovechable para desarrollar una versión más corta del mismo y sin ski-jump , que podría servir como sustituto perfecto de los A-04 y A-05 , del ET como buque de transporte logístico .

  2. Pingback: Los Buques de Aprovisionamiento Logístico en la Armada Española | Foro Naval·

  3. Pingback: EL NUEVO CONFLICTO DE ARGELIA Y MARRUECOS POR LA AMPLIACIÓN UNILATERAL DE SUS AGUAS LIMÍTROFES CON ESPAÑA | Foro Naval·

  4. Pingback: LA ADAPTABILIDAD DE LOS BUQUES PRINCIPALES DE LA ARMADA EN BUQUES HOSPITALES EN CASO DE NECESIDAD DURANTE LA PANDEMIA DEL CORONAVIRUS | Foro Naval·

  5. Pingback: Hernán Cortés, el conquistador de las playas | En Visita de Cortesía·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s